Ventajas de los implantes dentales

Ventajas de los implantes dentales

Un implante dental actual, se compone de un pequeño componente de titanio que sustituye a la raíz del diente perdido, y encima de esta, la corona, que simula el aspecto visual de la pieza dental. La pequeña pieza de titanio va atornillada al hueso, al ir fijada al hueso, después de unas pocas semanas (6-8 semanas) se produce la unión directa a nivel molecular del titanio con el hueso, esta unión se llama osteointegración. Al realizarse la osteointegración, la única manera de quitar la pieza de titanio, sería quitando también la parte de hueso que la rodea. Esto lo convierte en la manera de reemplazar un implante más efectiva, segura y duradera.

El reemplazo de la pieza dental se puede realizar en una sola sesión, se retira el diente o muela en caso de que haya, se inserta la pieza de titanio y se pone una pieza temporal con la que se puede vivir de manera normal. En una futura sesión se pondría la corona definitiva.

El implante dental tiene una larga duración, con tasas superiores al 90%, este tipo de implantes llegan a durar de 20 a 30 años. Además de ser la opción más duradera, también ayuda al hueso a evitar la pérdida ósea.

Además, este tratamiento, es prácticamente indoloro, y en la mayoría de los casos, el postoperatorio supone menos incomodidades que otras intervenciones más comunes en odontología.

Una vez hecha la intervención y puesto la corona definitiva, el mantenimiento de la misma, no difiere con el resto de piezas dentales originales.

Cerrar menú

Te esperamos

Contacta con nosotros

1 hora de Parking Gratis para pacientes – Garaje Capitol, C/ San Fernando 50